Consulta Online

Servicio personalizado con psicólogos y psiquiatras sin desplazamientos

Psicoterapia online (en vivo)

Podemos ofrecerle el servicio con un psicólogo clínico sin desplazarse de su domicilio, por videoconferencia.

Es necesario

  • Una conexión a internet
  • Un ordenador con webcam y auriculares
  • O un smartphone Android con la app Skype
  • O un  iPad, iPhone u ordenador Mac con las apps Skype ó Facetime para iOs o MacOs.

 

  • Precio: 85 euros por consulta ó 125 € por consulta psiquiátrica.
  • Pago por transferencia.
  • La primera consulta requiere comprobación técnica del audio y vídeo con la administración de Cinteco de 15 minutos en una fecha anterior y confirmación de fecha y hora de cita, siempre en horario Lunes a Viernes de 9:00 a 21:00, hora de Madrid, España (UMT+1).

Consultas por email (en diferido)

Cinteco dispone de un servicio de atención online para que usted pueda realizar sus consultas a través de nuestra web.

El equipo del centro dará respuesta de manera rápida, cómoda y personalizada a aquellas dudas que se le planteen en relación con cualquiera de los conflictos o problemas psicológicos que puedan afectarle a usted o a los suyos. Nuestros especialistas intentarán orientarle sobre la problemática planteada y las posibilidades de intervención.

¿Cómo contrato la consulta online o por email?

Póngase en contacto con nosotro y fijaremos las citas con el profesional del equipo más adecuado a su caso, y si fuese necesario, para la comprobación técnica previa.

Ejemplos reales resueltos

Ejemplo 1: Pregunta sobre fármacos y embarazo

Buenos días, tomo Paroxetina 20 mg, Una pastilla y media a las mañanas. (30 mg), ¿podría quedarme embarazada tomando este tratamiento, o sería un riesgo? Le agradecería que me ayudaran.

Respuesta del profesional

Hola, Beatriz:

Sobre tu pregunta respecto a los riesgos de la Paroxetina y el embarazo: En general, los antidepresivos de esa familia (ISRS) son relativamente seguros durante el embarazo. Pero en particular hay más experiencia positiva con la Sertralina (que incluso se puede tomar durante la lactancia) o con la Fluoxetina que con la Paroxetina. Por supuesto, todas las medicaciones son peor opción que no tomar ninguna. Pero en mi experiencia cuando la mamá tiene un problema crónico de ansiedad o depresión, también estos estados implican riesgos para el embarazo y si la retirada ha producido anteriormente recaídas, merece la pena evitar esa situación durante el embarazo, el puerperio y lactancia.

Por eso, los pasos que te aconsejo serían los siguientes:

  1. Si no has intentado dejar anteriormente la medicación, inténtalo antes de comenzar a intentar quedarte embarazada. No es imposible que funcione, sobretodo si el motivo por el que la tomas es transitorio (no es un problema crónico) y ha pasado más de un año desde que comenzaste el tratamiento.
  2. Si ya has intentado dejarla y siempre has recaído porque padeces un problema de ansiedad/depresión crónico, no te preocupes, puedes tomar un fármaco con garantías durante el embarazo. Cambia a Sertralina o Fluoxetina antes de comenzar a intentarlo y busca con la ayuda de tu médico la dosis mínima eficaz (cuanta menos medicación, mejor)
  3. Durante el tercer trimestre, cuando se acerque la fecha prevista de parto (unas tres semanas antes) reduce la dosis aún más y trata de suspenderla para que el bebé no sufra el síndrome de retirada y reinstáurala después teniendo en cuenta que la mejor opción durante la lactancia es la Sertralina y que debes darle el pecho a tu bebé justo antes de tomar el antidepresivo y respetar un margen de seis horas una vez que hayas tomado el fármaco (así que necesitarás un sacaleches para la toma que le tocaría justo después o darle biberón)

Un saludo cordial y que disfrutes de tu embarazo.

Responsable del Departamento de Atención Psiquiátrica

Ejemplo 2: Pregunta sobre “Manías, rituales y obsesiones” en la infancia

Tengo un hijo de 10 años que desde hace algunos meses todo lo relacionado con el colegio le trastorna tanto que una vez que llega de clase aparta y se distancia de todo lo que tiene que ver con el colegio (mochila, libros, estuche, etc…), tengo claro que no tiene problemas sociales con nadie del centro. Personalmente estoy pasando una etapa complicada en mi vida y todas estas reacciones me alteran mucho. En un principio pensé que era por llamar mi atención o por no hacer las tareas escolares y crear un conflicto en casa pero poco a poco estoy observando que cada vez una manía más, ahora lo está generalizando a la ropa del colegio, no se la quiere poner en los días festivos, si por ejemplo hacemos un trayecto el sábado que sea por la misma ruta que para ir al cole se pone de los nervios, tampoco quiere quedar con los compañeros de clase fuera del cole aunque se que se lleva fenomenal con ellos. Quisiera saber si esto forma parte de la preadolescencia, si me está echando un pulso o que es lo que está pasando, ya no puedo más, en la seguridad social me han dado cita y quisiera tener alguna información antes y me gustaría que me pudierais ayudar con algún comentario.

Muchas gracias.

Respuesta del profesional:

Gracias por la descripción tan detallada que haces del problema de tu hijo, me has facilitado mucho la tarea de intentar llegar a una hipótesis de qué le puede estar pasando. Efectivamente, parece un fenómeno obsesivo y no el resultado de su pereza ni de un pulso contigo. Todas las manías y rituales que el niño ha ido sumando apuntan en la misma dirección. Si habéis descartado razonablemente que haya sufrido una experiencia traumática en el cole (y parece que sí lo habéis hecho), lo más probable es que una fase de estrés le haya disparado la obsesividad. En el Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC) no suele haber una lógica que sea comprensible para los demás, esto hace más difícil que ayudemos a nuestros hijos porque no entendemos bien qué les pasa, no pueden explicarnos los motivos de su comportamiento porque ellos mismos no saben muy bien por qué de repente les ha dado por no poder soportar determinada idea o sonido, o estímulo… pero el hecho es que no lo soportan. Por lo que cuentas, el problema está afectando mucho a vuestra vida familiar y seguramente dificulta notablemente realizar tareas escolares en casa por lo que has hecho muy bien pidiendo una valoración especializada. Mientras llega el momento de la cita, sólo puedes intentar estar más tranquila tú. No colaborar activamente en las manías pero tampoco irritarte o intentar controlar que él las haga (mientras el niño no tenga ayuda para manejar la ansiedad de otro modo, son su única vía para liberar tensión). También poner un límite al terreno que la obsesión va comiendo, por ejemplo, los deberes hay que hacerlos y además hacerlos en un tiempo razonable, sin eternizarse ni perder los nervios, si necesita ducharse o cambiarse de ropa vale pero la obligación es la obligación. Probablemente una medida ayudaría y que te propondrán en la seguridad social es reducir la ansiedad física del niño para que pueda enfrentarse mejor a las situaciones que le generan ansiedad mientras no se le enseñan estrategias para hacerlo mediante otras técnicas. No te cierres completamente a la posibilidad de medicarlo durante un periodo de tiempo razonable (3 a 6 meses) mientras se trate de medicaciones no adictivas ni sedativas.

Paciencia, juntos, superaréis el problema. De momento no luchen contra él. Ayúdale a calmarse y acepta el hecho de que no se trata de razonar, que no puedes conseguir convencerlo de que no tenga ansiedad.

Un saludo cordial.

Responsable del Departamento de Atención Psiquiátrica

Boletín

Please wait

Cinteco en los medios

abc
cope
el_confidencial
el_mundo
el_pais
es_radio
la_vanguardia
mia
tve

Contacto

Pza. del Marqués de Salamanca nº 10, bajo dcha. 28006 Madrid
Tel. 91 431 21 45
Fax 91 575 40 07